Un juguetito no se le niega a nadie

Hay días en lo que, si tuviera el combo de la muerte a su disposición (tiempo+plata), ¿no se compraría todas las chucherías (versión sobria de “boludeces”) habidas y por haber?

En el bazar de la esquina de mi casa “Bazar Azar, si lo encuentra es de culo” encontré algunas cosas que me gustaría compartir con usted, abnegado lector:

[MOUSE CIBERNÉTICO]

Una gran herramienta en estos días de hiperactividad. Ahora bien, ya que va a estar todo el santo día pegado a su computadora, ¿no vale la pena tener en su mano un ratón como la gente? Mire este que monono:

[VUDÚ PORTA CUCHILLOS]

¿Es usted un comprador de esos cuchillos corta-todo? ¿Posee en su hogar un lugar donde alojar sus cuchillos? He aquí una gran (gran) solución:

En mi bazar no tenía más pero si le gustó, puede comprarlo online haciendo clic acá (y pagando 94 euros…)

[CELULAR COMO LOS DE ANTES]

Si es un nostálgico empedernido como quien escribe, este juguetín le va a gustar. Se trata de un accesorio para su celular. Mire bien y no va a resistir la tentación:

Lo peor de todo es que funciona con casi todos los modelos de celulares, IPhone, BlackBerry, etc… No me diga que no está GENIAL. También se consigue online. ¿Quiere la dirección, picarón? Acá va: dirección.

[DESPERTADOR PERO EN SERIO]

Dejé para el final un despertador con todas las letras (sino sería desperta o espertador, o bueno, cualquier combinación… ¿entiende la bromita?). Es un reloj que evita el “efecto sigo cinco minutitos y me levanto” que hace que usted llegue tarde a todas su citas.

El tema es así: una vez que llega la hora señalada y estipulada, el reloj empieza a sonar a lo loco. Usted se pega el cagazo de su vida e intenta apagarlo. ¡¡¡ Pero no puede !!! ¿sabe por qué? Porque, al sonar, el reloj desarma un rompecabezas que tiene incrustado en la parte superior y, hasta que usted no lo arme, no deja de sonar.

Si en ese contexto (con un reloj sonando a todo lo que da) usted logra resolver el rompecabezas y aún así se “tira cinco minutitos”, es un desvergonzado.

Lo puede conseguir en el bazar de mi barrio o bien pagando la bicoca de 97 dólares en cualquier kiosco o entrando en en este sitio.

¿Le gustó? si dice que no, entonces seguramente usted tiene hongos entre los dedos del pie derecho. Es típico.

Ahora bien, si llegó hasta este punto, cuénteme algo:

Max
[texto bajo licencia Safe Creative / todos los derechos reservados]

Anuncios

3 comentarios en “Un juguetito no se le niega a nadie

  1. che, el telefono esta bueno!

  2. Muy bueno el mouse y el vodoo.te voy a mandar tengo 1 foto del vodoo. lo vi en BELGICA y me parecio buenisimo. asi q le saque una de esas bolufotos q nos permiten las camaras digitales

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s