Inútil se nace

En la vieja abadía de Notthingham, en Venezuela, se lee tallado sobre piedra “Pasad y sentid la voz del señor de los inútiles. Aguzad los sentidos pues dicho señor es mudo”. Algunos libros atribuyen esa frase al edecán del rey Luciano XIX, Leonard O’Simmons.

O’Simmons siempre se caracterizó por su mal temple. A menudo sus detractores lo acusaban de maltratar a cualquiera que se interpusiera en su camino. O’Simmons tenía sus motivos: era ciego.

El edecán del rey Luciano XIX escribió muchos libros a lo largo de su vida. Quizás el más conocido de todos sea “¡A la pipeta!” donde vuelca toda su experiencia como ayudante del monarca y su influencia en las decisiones del reino. Con los años, ese título se volvió una frase muy común en algunos idiomas para expresar sorpresa.

O’Simmons siempre fue un cultor de la operancia por sobre todas la cosas. Durante décadas dictó clases en iglesias, llevando la voz del señor a quien quiera escucharlo. Los antagonistas de O’Simmons le atribuyen su éxito a que a quienes no querían escucharlo, los enviaba a la horca. Un método de marketing quizás condenable pero muy eficaz sin dudas.

Su vocación por la eficacia lo llevó a dar charlas ante todo tipo de público. O’Simmons odiaba a aquellas personas incapaces de realizar sus tareas en forma correcta. Los llamaba “inútiles”, término bastante apropiado por demás.

En su libro “Explicando a un inútil el arte de calzarse las medias”, O’Simmons expone en forma brillante la imposibilidad de cierta gente para lograr el éxito en las misiones más sencillas.

Wasington Duvobe estudió con un discípulo directo de Leonard O’Simmons, el cardenal Riyelié y, juntos, escribieron el ya célebre “Inútil se nace, no se hace” poniendo en blanco sobre negro su pensar acerca de esta “raza” (como se ellos se encargan de llamar a los inútiles).

En el capítulo 352, “El club del clan”, dicen:

“Existen dos tipos de inútiles: los lúcidos y los negados. Los primeros son aquellos que se saben inútiles pero intentan disimularlo. En general, se puede hallar a este grupo en lo alto de cualquier pirámide social y corporativa. Reyes, gobernantes y presidentes forman parte de este clan. Los inútiles negados son los más peligrosos porque son inútiles para cualquier plan o acción pero ellos creen lo contrario. En general, se puede hallar a este grupo en lo alto de cualquier pirámide social y corporativa. Reyes, gobernantes y presidentes forman parte de este clan… también”

En la portada del libro puede verse una foto de la piedra fundamental con la cita de O’Simmons en su pedestal actual. En dicha foto la lectura del trazo del cincel sobre la roca se hace imposible ya que, quien la colocó en ese lugar, la apoyó dada vuelta.

El rey Luciano XIX, al aprobar el pedestal, observó la piedra siguiendo los trazos invertidos con sus dedos y asintió diciendo “Quien haya escrito esta frase merece mi respeto, mi gratitud y mi admiración ya que debe haber sido muy complicado escribir con la pluma de ganso sobre la dureza… y encima al revés. Así que… todos a festejar desnudos”.

Fue la última gran cena del rey Luciano XIX. Apareció muerto con un tenedor clavado en la rodilla izquierda. Dicen que, borracho, cuando le preguntaron por qué cojeaba respondió “Porque me duele acá” y se señaló los meniscos de su pierna zurda sin percatarse que aún sostenía el utensilio en su mano. Nadie se dió cuenta del pinchazo. El rey murió desangrado.

Algunos vieron partir a Leonard O’Simmons en la oscuridad de la noche hacia el norte. Otros lo vieron partir para el sur. Los mas aventurados dicen que lo vieron partir un turrón de Aquitania con una sola mano. Lo cierto es que nadie volvió a ver al fiel edecán.

Wasington Duvobe siempre cierra sus presentaciones recordando a O’Simmons, repitiendo la misma frase: “No trates de comprender a los inútiles, aprende a temerles”.

Anuncios

Un comentario en “Inútil se nace

  1. Qué imaginación que tenés max. Muy buen relato, me sumergí por completo en él, aunque suene inútil.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s